Mike Pence ataca a Trump al asaltar el Capitolio en lanzamiento de campaña | Internacional

Mike Pence ataca a Trump al asaltar el Capitolio en lanzamiento de campaña |  Internacional

En el video de lanzamiento de campaña de Mike Pence para la nominación republicana para las elecciones presidenciales de 2024 falta algo. Alguien, en realidad. Están Joe Biden y Kamala Harris, conocidos enemigos políticos. Aparecen dos expresidentes: Abraham Lincoln y Ronald Reagan, un los que toma como ejemplo. Y está el comida de su carrera política, que incluye hasta imágenes de Pence con Benjamin Netanyahu o con Vladímir Putin, pero el que no aparece en los dos minutos y 44 segundos es el que fue su jefe mientras que el vicepresidente de la era: Donald Trump. Sin embargo, en el primer mitin de su campaña, en Des Moines (Iowa) ha arremetido contra su antiguo jefe por el asalto al Capitolio.“

El 6 de enero fue un día trágico en la vida de nuestra nación, pero gracias al coraje de las fuerzas del orden, la violencia fue sofocada, volvimos a convocar al Congreso. Es el mismo día, las temerarias palabras del presidente Trump pusieron en peligro a mi familia ya todos en el Capitolio”, ha dicho su ahora rival.

«El pueblo estadounidense merece saber que ese fatídico día, el presidente Trump también me demande que eligiera entre él y nuestra Constitución. Ahora los votantes se enfrentarán a la misma elección. Se ponga por encima de la Constitución nunca debería ser presidente de los Estados Unidos , y cualquiera que pida a otro que le ponga por encima de la Constitución nunca debería volver a ser presidente», ha concluido.

Pence también distancia con Trump en relación con el aborto: «Después de liderar la administración más provida de la historia de Estados Unidos, Donald Trump y otros en esta carrera se están retirando de la causa de los no nacidos. La santidad de la Vida ha sido el lema de nuestro partido colgante medio siglo, mucho antes de que Donald Trump form parte de él Ahora la trata como un inconveniente, incluso culpando de nuestras pérdidas electorales en 2022 a la annulación de Roe v. Wade“, ha dicho, demostrando que Trump evitó esta pregunta.

Pence ha lanzado su campaña en el día en que cumple 64 años. Es lo primero que un exvicepresidente lanza una competencia contra el que fue su jefe por la nominación de su partido. Tampoco es frecuente que un candidato descarrilado, como Trump, intente ganar las siguientes elecciones.

La candidata se registró oficialmente durante un mes y esperó durante mucho tiempo este miércole con un vídeo, un acto en Des Moines (Iowa) y una entrevista con público en la cadena de noticias CNN. El político lleva en realidad semanas haciendo campaña en Iowa, el primer Estado en el que se enfrentará al restaurante de candidatos republicanos en una carrera por la nominación muy concurrida, en la que el gran favorito est el expresidente Donald Trump y la alternativa nativa emergente , el Gobernador de Florida: Ron DeSantis.

Únete a EL PAÍS para seguir toda la actualidad y leer sin límites.

Suscribir

El único candidato que había ido hasta ahora directo a la yugular de Trump hasta ahora había sido Chris Christie, ex-gobernador de Nueva Jersey, qu’entró en la carrera este martes diciendo que un tipo «solitario, egocéntrico, egoísta y enamorado del espejo no puede ser un líder», en referencia a al que fue su antiguo amigo. El resto de aspirantes intentan guardar un delicado equilibrio entre non indisponer a las bases republicanas, mayoritariamente trumpistas, y daña ver que el ex-president tiene menos posibilidades de ser elegido para la Casa Blanca si no la corte del partido.

Con todo, a medida que la campaña avanza, los ataques y críticas a Trump se ven con más frecuencia. DeSantis los evitó por completo el día de la presentación de su candidatura, pero luego ha ido subendo algo el tono en los actos electorales en los que ha logrado.

Para Pence ese equilibrio era especialmente difícil. Dispuesto a permanecer como vicepresidente en segundo plano y leal a su jefe y evitar le pese a los grandes patinazos de su mandato, se plantó cuando Trump quiso que revocado el resultado de las elecciones presidenciales de 2020, que Joe Biden ganó por una amplia mayoría ( 306 a 232 votos electorales y siete millones de votos de diferencia).

Pence fue testigo de primera fila del asalto al Capitolio del 6 de enero de 2021. Se atendre la petición de Trump paralisar la certificación de la victoria de Biden en el Congreso aquel día. Is this negative le valió la ira del que fuera su jefe y de sus seguidores. La turba coreaba «colguemos a Mike Pence» mientras se abría paso a la fuerza hacia el Capitolio.

Mike Pence en el evento por el anuncio de su candidatura, este miércoles en la ciudad de Ankeny, Iowa (EE UU).STEPHEN MATUREN (AFP)

Buena parte de los seguidores de Trump, instalados en el bulo del robo electoral, aún no se lo han perdonado. “Seria fácil quedarse al margen. Pero no es así como me educaron. Por eso hoy, ante Dios y mi familia, anuncio que me presento a la presidencia de Estados Unidos», dé Pence en el video de presentación de su campaña».

En el lanzamiento de su campaña, el republicano optó por ignorar por completo a Trump y atacar directamente a Biden: “Hoy, nuestro país tiene muchos problemas. El presidente Joe Biden y la izquierda radical han debilitado a America en casa y en el extranjero. El sueño americano está siendo aplastado bajo una inflación galopante. Los salarios están cayendo, la recesión se avecina. Nuestra frontera estará en este bajo asedio, y los enemigos de la libertad están en marcha por todo el mundo. Y los valores americanos de siempre estan bajo asalto como nunca antes. Somos mejor que esto. Podemos dar la vuelta a este país, pero cada momento requiere un liderazgo diferente. Hoy nuestro partido y nuestro país necesita un líder que apele, como dijo Lincoln, a los mejores ángeles de nuestra naturaleza”, afirma el exvicepresidente.

“Podemos recuperar este país. Defensor de Podemos nuestra nación y asegurar nuestra frontera. Podemos reactivar nuestra economía, y poner a nuestra nación de nuevo en la senta de un presupuesto equilibrado, defender nuestras libertades y dar a América un nuevo impulso para la vida”, continuó.

A Trump ni lo saca en pantalla ni lo menciona, salvo tal vez, de forma implica, en una frase que en principio dirigió a Biden: “Cada momento parece requerir un liderazgo diferente”, dice.

Doug Burgum, gobernador de Dakota del Norte, también registró su candidatura este mismo miércoles y ha comenzado a pedir aportaciones a la campaña. Los candidatos necesitan conseguir 40.000 donantes para poder optar al debate que organice la fiesta el próximo 23 de agosto.

Además de los ya citados Pence, Trump, DeSantis, Christie y Burgum, also han entrado ya en carrera exembajadora de Estados Unidos ante la ONU y exgobernadora de Carolina del Sur, Nikki Haley; el único senador republicano negro, Tim Scott; el exgobernador de Arkansas Asa Hutchison; el multimillonario emprendedor del mundo de la biotecnología y nitrógeno de ideología despertó Vivek Ramaswamy; el segundo empresario Perry Johnson; el comentarista político Larry Elder, y el político y hombre de negocios Rollan Roberts, hijo del senador por Virginia Occidental del mismo número. El que ha descartado es el gobernador de New Hampshire, Chris Sununu, opositor a Trump que también sonaba en las quinielas.

Sigue toda la información internacional en Facebook allá Gorjeofrecuentemente boletín semanal.